Madrid    (+34) 686.208.070    contacto@saradefedericocomunicacion.com

¿Has escuchado hablar del Black Hat SEO? Son técnicas poco honestas que lo que intentan es engañar a Google para conseguir mejorar el posicionamiento de una web sin mucho esfuerzo. Pero, esto que puede parecer una buena idea a priori, no lo es en absoluto. Pues, tarde o temprano, Google nos termina pillando.

El Black Hat SEO suelen utilizarlo quienes están buscando resultados rápidos. No obstante, lo más probable es que estos no se manifiesten en ningún momento. La razón está en que Google se ha dado cuenta y está penalizando la web. En estos casos lo único que la puede salvar es hacer un completo reset y evitar volver a hacer lo mismo.

Texto oculto

Esta es una de las técnicas Black Hat SEO más utilizadas. Se trata de escribir un texto poniendo la palabra clave con el mismo color que el fondo, por ejemplo en blanco. De esta manera, se abusa de la keyword para que la web se posicione en Google sin que este exceso dañe la experiencia que el usuario pueda tener al leer el texto. Lamentablemente, a Google esto ya no se le escapa.

Espinear textos

Quizás esta práctica no sea tan conocida, de hecho, se trata de una forma de plagio que intenta ser sutil, aunque no lo consigue. Se trata de escoger textos interesantes de otras webs y, mediante algunas herramientas dedicadas al Black Hat SEO, cambiar algunas palabras por sinónimos para que la copia no sea tan evidente.

Al espinear textos el resultado es bastante desalentador, ya que la consecuencia es una página web de muy baja calidad.

Spam

Esta es otra técnica Black Hat SEO que todos conocemos. Consiste en poner comentarios en diferentes blogs o redes sociales de manera indiscriminada e, incluso, cuando están fuera de lugar con el único objetivo de conseguir enlaces para la página web. Esto no pasa desapercibido para Google y, en lugar de un buen posicionamiento, obtendremos todo lo contrario.

Técnica Black Hat SEO frustrada

 

Linkbuilding masivo

Dotar a los contenidos de una web de enlaces de calidad es importante. Sin embargo, esto se logra investigando y comprobando las referencias. Muchas personas no quieren «perder el tiempo» en esto, por lo que recurren al linkbuilding masivo. La mejor manera de hacerlo es comprando enlaces que, en la mayoría de las ocasiones, son de baja calidad o fraudulentos. No es una técnica nada recomendable ya que se pierde dinero y no se logra el objetivo.

Como has podido comprobar, el Black Hat SEO no es una buena idea ponerlo en práctica pues no le está haciendo ningún favor a tu página web. ¿Qué harás cuando tras perder dinero el posicionamiento caiga en picado?

Para que una web tenga éxito hay que empezar construyendo unos cimientos sólidos y consistentes lo que no se consigue nunca con el Black Hat SEO.


Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: